Agencia Espacial del Perú

Correo Institucional

  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram

Vigilancia Espacial

El lanzamiento del Sputnik en 1957 marcó el inicio de una intensa carrera espacial la cual condujo a décadas de lanzamiento de vehículos espaciales tales como cohetes o satélites, los cuales, cumplido su objetivo y/o vida útil, pasaron a formar parte de lo que actualmente se conoce como los desechos espaciales. En general, los desechos son resultado de objetos espaciales creados por el hombre que cumplieron su vida útil; estos pueden ser satélites, cohetes o fragmentos de estos generados por desintegración o colisión.

Actualmente, se estima que existen más de 500,000 piezas de desecho espacial orbitando a velocidades de hasta 30,000 km/h, lo suficientemente rápido como para que una pieza relativamente pequeña dañe un satélite o una nave espacial hasta dejarlo inoperativo. La creciente población de desechos espaciales incrementa potencialmente el riesgo de colisión para todos los vehículos espaciales operativos. Esta creciente amenaza crea la necesidad de desarrollar sistemas de vigilancia espacial para el monitoreo de los desechos espaciales a fin de determinar y vigilar su trayectoria y brindar seguridad a los sistemas satelitales actualmente operativos.

 

Proyecto APOSOS

El proyecto Asia-Pacific ground-based Optical Space Obsevation System (APOSOS) es desarrollado entre los miembros de la Organización de Cooperación Espacial de Asia y el Pacífico (APSCO) de la cual el Perú forma parte a través de la Agencia Espacial del Perú - CONIDA. Su objetivo es desarrollar un sistema de rastreo satelital global compuesto básicamente por telescopios ópticos tipo reflector de 150 mm de apertura, con montaje horizontal y con un sistema mecánico y óptico optimizado. El sistema se utiliza para rastrear objetos de interés y desechos espaciales para la seguridad de las misiones de lanzamiento de naves espaciales o la integridad de los  satélites operativos.

Actualmente, APOSOS está compuesto por tres nodos, los cuales están equipados con un telescopio y un sistema de control que procesa la información y automatiza el seguimiento y el cálculo de la órbita de los objetos de interés. Estos nodos están localizados en Perú, Iran y Pakistan. Durante el 2015, La Comisión Nacional de Investigación y Desarrollo Aeroespacial implementó el Centro de Observación Espacial (COE) en Huancayo para alojar el nodo peruano de APOSOS que incluye un hangar para la protección y operación del Telescopio y un centro de control para el desarrollo de las actividades científicas.

coronavirus.png